¿Cuáles son los gastos fiscalmente deducibles en el renting de coches de empresa?

El renting de coches de empresa representa muchos beneficios para autónomos y sociedades mercantiles. Basta mencionar los gastos fiscalmente deducibles de los coches de empresa, en el IRPF o en el Impuesto de Sociedades, para entender que, en comparación con las personas físicas y los profesionales que se encuentran en el régimen de estimación objetiva, los beneficios resultan muy atractivos.

Gastos fiscalmente deducibles de los coches de empresa

La cuota de renting en los coches de empresa es deducible en su totalidad del RIPF o del Impuesto de Sociedades, siempre que la empresa o el autónomo puedan comprobar que se trata de una inversión requerida para el logro de los objetivos de negocio de la organización.

Otros requisitos que se deben llenar para que los gastos fiscalmente deducibles de los coches de empresa sean admitidos en la declaración del impuesto a la renta, son:

  • Factura de compra que cumpla con la normativa establecida
  • Que el gasto haya sido debidamente contabilizado
  • Imputación temporal
  • Que el gasto tenga relación directa con la generación de ingresos

El IVA/IGIC generado por el renting de coches de empresa, también es deducible en un 100 %, por supuesto cumpliendo con la obligación de vincular el uso del vehículo en forma exclusiva al desarrollo de la actividad comercial o de negocio.
La Agencia Tributaria, suele prestar especial atención al cumplimiento de los requerimientos en cuanto a gastos fiscalmente deducibles en el renting de coches de empresa.

Detalles como el logo de la empresa serigrafiado en un costado, o evidencias de que el coche permanece inactivo en el garaje los fines de semana o durante los periodos de vacaciones permiten autorizar el renting de coches de empresa como gasto fiscalmente deducible.

Aunque de no aportar ninguna evidencia, la Agencia Tributaria parte de una presunción de afectación no menor al 50 %. Esto significa que, como mínimo, la mitad de los gastos pueden ser gastos fiscalmente deducibles en la declaración de la renta.

 

La importancia del renting de coches de empresa en la economía española

Para dimensionar la importancia del tema, bastará mencionar que casi 30 de cada 100 matriculaciones nuevas, corresponden a coches adquiridos por empresas. Los vehículos adquiridos entran a formar parte del patrimonio y de los activos de las empresas.

Sin embargo, tarde o temprano es necesario justificar el gasto ante la Agencia Tributaria, caso en el cual, el uso del automóvil es factor determinante para determinar el tratamiento fiscal del gasto.

Por supuesto, si la empresa considera y puede demostrar que el uso de vehículo es 100 % empresarial, tendrá la oportunidad de deducir igualmente el 100 % de los gastos asociados al mantenimiento del coche, el coste de adquisición, los seguros, peajes de viaje, parking y combustible.

La justificación de los gastos fiscalmente deducibles en el renting de coches de empresa requiere contar con facturas emitidas a clientes en otras ciudades diferentes a la de la empresa, comprobantes de gastos de parking en otras localidades, peajes en autopistas que demuestren movilizaciones por razones de negocios de la empresa, entre otros.

 

LeasePlan – El renting de coches de empresas

LeasePlan es la compañía de renting de coches que ofrece los planes más creativos y funcionales del mercado. Al finalizar el contrato, cabe la posibilidad de quedarse con el vehículo pagando una módica opción de compra.

A qué estás esperando??

Fuente: LEASE PLAN

Síguenos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *